Dos hombres frente a un estadio de fútbol con un mosaico de colores azulgrana y una figura borrosa en un círculo rojo en el centro.

Nueva jugarreta de Pep Guardiola al Barça: Peligra un fichaje

El técnico del City dificulta un fichaje al FC Barcelona

Pep Guardiola es uno de los entrenadores más laureados del mundo del fútbol. El entrenador de Sampedor se lo recuerda en Can Barça por el hecho de haber firmado una de las etapas más doradas del club blaugrana. Guardiola llenó las vitrinas del Camp Nou con un total de 14 títulos en tan solo 4 temporadas.

Sus números en el Manchester City son de escándalo. Guardiola es el mejor entrenador de la historia del Etihad. En 8 temporadas ha conquistado 14 títulos y esa cifra, hoy en día, todo apunta a que solo puede ir engrosándose. El elenco de cracks que tienes el City es inagotable. Pero Pep quiere más. Y el próximo que está decidido a traer a Manchester le puede suponer poner le un palo en la rueda al Barça.

Guardiola quiere a Dani Olmo para el City

Según ha publicado el portal ‘The Athletic’, el City estaría dispuesto a pagar la cláusula de rescisión de Dani Olmo, que asciende a 60 millones de euros, y que caduca el próximo 15 de julio. Además, los citizens esperan tener liquidez suficiente para afrontar el fichaje si se acaban dando las salidas de futbolistas como Kevin de Bruyne o Bernardo Silva, y que su futuro en el Etihad no está asegurado. Olmo ha disputado 21 partidos, ha anotado 4 goles y ha dado 5 asistencias esta temporada.

Esto acarrea consecuencias negativas para un FC Barcelona que ha mostrado mucho interés las últimas semanas por el extremo del Leipzig, y que sabe que al no estar en la regla 1:1 del 'fair play' dificulta poder cerrar la operación. Olmo termina contrato con el club alemán en junio de 2027 y espera poder resolver su futuro en cuanto termine la Eurocopa que está disputando en Alemania con la selección española.

Olmo, el extremo que necesita el Barça

Sin duda, Dani Olmo es el extremo que reúne todos los requisitos para jugar en el Barça. Aunque parte desde el flanco derecho, el ariete de Terrassa puede jugar también a pierna cambiada. Y más en un Barça donde el extremo derecho está reservado a Lamine Yamal, mientras que el costado izquierdo no ha habido ningún jugador que se haya asentado en esta demarcación.

Olmo puede jugar, perfectamente a pierna cambiada, y también ubicarse en posiciones más por dentro como hace en el Leipzig, donde juega con una doble media punta abierta con Olmo y Xavi Simons. Tiene capacidad de jugar por dentro y filtrar buenos pases a los delanteros. El que fue canterano del Barça tiene mucha facilidad tanto en el uno contra uno, como en la capacidad de asociación por dentro y en trazar diagonales para armar el disparo con su pierna derecha.

El recambio de Bernardo Silva

Pero desde Manchester la necesidad imperiosa de traer a Dani Olmo es la misma que en el cuadro azulgrana. Bernardo Silva no tiene claro su futuro, y a pesar de tener contrato hasta junio de 2026, uno de los anhelos del jugador es recalar en el Camp Nou. El Barça ya hace meses que lo tiene en el punto de mira y el portugués se ha dejado querer mucho.

Bernardo Silva es, precisamente, el futbolista que ocupa el extremo derecho del City, que suele jugar con un centro del campo muy poblado, con hasta 5 futbolistas dejando al internacional por Portugal en el flanco derecho del ataque solo por detrás de Haaland. El precio que pide el club  inglés por el luso son 58 millones de euros. Sin duda, y en caso de producirse la posible salida de Bernardo Silva sería el movimiento perfecto para que el equipo de Pep Guardiola pudiese ejecutar el pago de cláusula de Dani Olmo y fraguar, de esta manera, su posible fichaje por el club culé.